Directora de Educación Diferencial realizó charla sobre inclusión para Colegios Emprender

La actividad se enmarca en el trabajo de la Facultad con la Corporación Educacional Emprender, como uno de los Campos Pedagógicos Prioritarios para las prácticas que realizan los y las estudiantes.

SONY DSCEn el marco de la colaboración de la Facultad de Educación UDP con sus Campos Pedagógicos Prioritarios, la directora de Pedagogía en Educación Diferencial, Liliana Ramos, realizó una charla sobre inclusión para educadores/as diferenciales y coordinadores/as académicos/as de Primer Ciclo de la Corporación Educacional Emprender.

La actividad se realizó en el marco de un encuentro de los cuatro colegios de la Corporación (Puente Alto, Larapinta, Osorno y Temuco) y en él, Liliana Ramos -quien asistió acompañada de la coordinadora de prácticas, María Angélica Martínez-, generó un diálogo con los/las participantes, orientado a comprender los valores de la inclusión y explorar su presencia en las escuelas.

En este contexto, inició el diálogo ditinguiendo entre los conceptos de inserción, integración e inclusión, para poder identificar cuál es el que se adecúa más a la situación del país. A su juicio, “la integración es lo que está instalado en Chile desde hace muchos años. Estamos lejos de la inclusión todavía, hasta ahora es muy declarativa, muy de política. Cuesta mucho avanzar hacia allá, pero no por eso no lo vamos a hacer”.

Uno de los temas abordados en la jornada fue el poco desarrollo del currículum escolar en la formación de educadores/as especiales y las vías de mejora para esta problemática. En ese contexto, explicó que “eso es algo que, por ejemplo, desde nuestra universidad estamos tratando de superar, porque el proyecto de formación de Educación Diferencial en la UDP implica la formación en matemáticas y en lenguaje, igual que para Pedagogía Básica. Nuestros estudiantes comparten los ramos de didáctica y la idea es que desde la formación inicial empiece el trabajo compartido y en equipo, que es algo que la mayoría de los educadores diferenciales no tiene”.

Más adelante, el diálogo analizó las definiciones sobre Necesidades Educativas Especiales (NEE). “Decir que un sujeto tiene NEE porque presenta algún déficit, conceptual y teóricamente es un error, porque las NEE se sitúan entre la relación de un sujeto y el espacio educativo. Entonces, no es lo mismo que el déficit, las NEE son los requerimientos específicos que tiene un sujeto determinado con determinadas características, en el contexto escolar”, señaló Ramos.

En este sentido, explicó que “cuando la escuela, el aula o el profesor no da respuesta a los requerimientos específicos de aprendizaje de los niños/as, se generan las NEE. Que no enseñemos adecuadamente habilidades genera NEE, no es que la responsabilidad siempre sea del niño/a. Entonces, una buena pregunta para las escuelas es evaluar de qué están hablando cuando se habla de NEE”.

Al respecto, la directora de Educación Diferencial manifestó que todavía se asocia la inclusión a la discapacidad o a las NEE: “Yo creo que el tema del déficit está en el imaginario”. Además, señaló que muchas veces  en el aula se usan recursos insuficientes, de mala calidad, que no son atractivos, pero cuando se evalúan estrategias pedagógicas por tipo de déficit, “saturan porque finalmente todas sirven para todos. De eso se trata el Diseño Universal de Aprendizajes”.

“Desde la inclusión, la lógica es que todos somos diferentes. Y ese es uno de los fundamentos esenciales del Diseño Universal de Aprendizajes. Todos somos diferentes de distintas maneras, en distintos ámbitos, etc. Cuando hablamos de variables como orientación sexual o discapacidad, son variables que han generado históricamente discriminación. Y lo que se quiere con la inclusión es que no haya discriminación”, reflexionó.

SONY DSC