Dra. Vanessa Rodriguez realizó taller en Centro de Práctica de la UDP

La actividad tuvo dos grandes ejes: la importancia de los procesos cognitivos al enseñar y el alineamiento de las prácticas docentes con los objetivos propuestos.

El pasado 25 de abril, la académica de la Universidad de Nueva York, Vanessa Rodriguez, visitó el Colegio Juan Moya Morales de la comuna de Ñuñoa, correspondiente a uno de los Campos Pedagógicos Prioritarios de la UDP.

La actividad se enfocó en una reflexión entre todos los profesores y profesoras de la escuela sobre lo que entienden por “enseñar” y la complejidad de su definición. Es por esto que la académica y Doctora en Educación se refirió al entendimiento de la mente del docente en contraste con las pautas de acción que se enseñan usualmente en las escuelas de Pedagogía, puesto que la investigación sobre educación se ha centrado mayoritariamente en los estudiantes y ha ignorado las capacidades cognitivas de profesores y profesoras.

En este contexto la académica de la Facultad de Educación, Rut Correia, quien acompañó a la docente en todas las actividades realizadas durante su visita, señaló que “enseñar descansa en una serie de procesos cognitivos bien complejos y de alto nivel que los profesores necesitan desarrollar para llegar a ser profesores expertos y esa parte es muy innovadora en la investigación de la doctora Rodríguez”. Además, enfatizó en la necesidad de ayudar a los educadores en formación a desarrollar sus habilidades cognitivas y no reducir las prácticas educativas a un entrenamiento ni simplemente a acciones.

Entre los elementos fundamentales de la investigación que Vanessa Rodriguez expuso en su actividad se encuentran las habilidades cognitivas que ella denomina “conciencias”, donde reconoce cinco tipos: la conciencia del/la que aprende; de la práctica docente; de la interacción; de sí mismo como profesor/a y la conciencia del contexto a nivel familiar, social y de políticas públicas. También explicó a los profesores el concepto de “alineamiento”, entendido como la coherencia entre los objetivos a lograr, las prácticas docentes y la teoría sobre el aprendizaje y enseñanza en que se fundamentan sus prácticas.

Bajo esta lógica realizaron una actividad en la que les pidió a los presentes pensar en su mejor o peor experiencia de aprendizaje o enseñanza y luego categorizar su docencia según las cinco conciencias propuestas. Antonio Toledo, profesor de Historia y Ciencias Sociales que participó en la actividad, señaló que “en su clase/taller nos hizo experimentar una forma de autoayuda que nos permitió reconocer debilidades y fortalezas del quehacer con nuestros estudiantes” y destacó la experiencia en aula de Vanessa Rodriguez junto con su investigación.

Según Rut Correia, las que están menos presentes en las prácticas docentes son la conciencia de la interacción, es decir, “que el profesor valore el poder que esa interacción tiene, cómo eso enriquece al niño y cómo esa conexión es necesaria para que se produzca una relación de enseñanza y aprendizaje”, junto con la conciencia de sí mismo como profesor/a. En este punto expresó que “no podemos ignorar quiénes somos porque eso nos va a acompañar siempre y crea directamente un sesgo que hace que percibamos la realidad de manera distinta a cómo la perciben otros”.

Yenni Flores, profesora de Lenguaje y Comunicación del Colegio Juan Moya Morales, indicó que “la clave está en conocernos, conocer nuestro entorno y conocer a nuestros estudiantes” a través de un pensamiento crítico que permita cuestionar las prácticas educativas propias y de otros. “Si compartiéramos las prácticas efectivas, como lo hace Vanessa Rodríguez, y trabajáramos colaborativamente podríamos lograr cambios significativos en la calidad de los aprendizajes de nuestros estudiantes”, afirmó la docente.

La actividad tuvo buena recepción por parte de los educadores, pero en un ámbito más extenso, su colaboración con la Facultad de Educación UDP continuará mediante diversos trabajos. Uno de ellos es la participación que tendrá la doctora Rodríguez en la conferencia IMBES 2018, a la que están invitadas como participantes la decana de la Facultad, Paula Louzano, y la académica Rut Correia, quien destacó la trascendencia de su colaboración y afirmó que “ya no es particularmente bueno solo para mí como investigadora porque hay una colaboración en mi investigación, sino que ahora es una contribución que va a impactar a la Facultad de manera más amplia en distintos ámbitos”.

La visita de Vanessa Rodriguez a Chile se realizó gracias a su colaboración con Rut Correia, en el marco del proyecto Fondecyt de Iniciación 11160422 “El rol de la Cognición Social y el Funcionamiento Ejecutivo en la definición de buen profesor en Enseñanza Superior”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.